Camila Fabri Saab, esposa de Alex Saab, denunció este domingo el secuestro, torturas y la violación a los derechos humanos del diplomático. Además, responsabilizó al Gobierno de EE.UU. por su integridad en la prisión a la que será llevado.

Por su parte Camilla Fabri Saab, desde un acto cívico en Caracas, aseguró que su esposo y también diplomático venezolano, fue secuestrado este sábado por segunda vez tras su extradición al país norteamericano, a espalda de sus familiares y abogados.

«No tengo nada que colaborar con Estados Unidos y no he cometido ningún delito. No nos permitamos ser derrotados», afirmó Alex Saab en carta leída por Camila Fabri Saab.

Durante las declaraciones también denunció presiones de funcionarios de Cabo Verde contra sus hijas menores.

“Lo que más le molesta a EE.UU., es que mi esposo Alex Saab jamás se doblegará», afirmó.